lunes, 21 de septiembre de 2009

pastel.

Si eres uno más del montón, entonces probablemente no sabes qué significa pastel. Aquí te doy un ejemplo en mis propias palabras. Este es el cuento de 2001: A Space Odyssey. Si no has visto la película y tienes intensiones de verla eventualmente, NO lo leas, que te la voy a contar de principio a fin.
Abre en el espacio con Zarathustra (Op. 30) de Richard Strauss con una alineación perfecta del tercio superior de la Tierra, la Luna y el Sol.
En la Tierra, viven primates que se pasan el día vegetando porque no saben hacer nada de nada. Un día aparece un monolito rectangular en medio de una tribu y todos los simios se desesperan y bailan con desesperación hasta que se dan cuenta que es inerte y lo olvidan. De pronto, una onda supersónica sale de la nada del monolito en cuestión y los simios se hacen inteligentes y descubren que pueden matar a otros simios y así es como empieza la evolución más estúpida de la raza humana: la de las guerras.
Hechos hombres, "inteligentes" y a puertas el siglo XXI existen ya las estaciones espaciales que sirven a manera de trasbordo para los viajes intergalácticos a satélites cercanos. Y resulta que han desenterrado un monolito idéntico al del de los simios al comienzo de la película, pero en la Luna.
Van unos científicos a verlo y a tomarse fotos, todo cague de risa, cuando el paralelepípedo empieza a chillar al primer contacto con la luz del sol y todos se aturden.
Ya en el 2001 y siendo secreto el asunto del monolito parlanchín, mandan un grupo de astronautas (2 despiertos, 3 dormidos-hibernantes) a Júpiter como quien manda a su hijo a un internado en Suecia, o sea diciéndoles te vas y punto.
La nave es controlada por HAL, una computadora gigante con inteligencia artificial que juega ajedrez con los astronautas despiertos y mantiene vivos a los dormidos. De pronto, HAL se pone preguntón y personal y de la nada suelta que en 72 horas un pedazo de la chatarra que los lleva se va a malograr. Como errar es humano y no mecánico (como HAL), uno de los astronautas sale en su minishuttle-explorador a ver la pieza que se va a malograr. Cuando la revisan, ven que esta bien y le dicen a HAL oye, ya pues, no estamos para bromas y HAL insiste en que el no se equivoca porque errar es humano.
Como HAL se pone más necio, los astronautas levantan sospechas y se quitan a conversar en unminishuttle pero que está apagado y dentro de la nave y deciden que si la cosa sigue así, hay que apagar a HAL.
HAL, que no es ningún tonto lee los labios a través de una ventanita en el minishuttle y se entera de todo.
A las 72 horas “falla” el aparatito, como pronosticó HAL y sale uno de los astronautas para arregarlo, pero es todo una trampa! HAL activa el minishuttle-explorador y hace que le desconecte el oxígeno al astronauta que se muere y se va flotando por el espacio. El otro astronauta que no tiene idea de lo que pasó ni cómo pasó, sale a buscarlo en otro minushuttle-explorador, en traje de cosmonauta pero sin casco porque se olvidó por el apuro y recoge al amigo muerto.
Entretanto, HAL desconectó a los que hibernaban y se murieron todos. Cuando el astronauta que queda vivo llega a la puerta de la nave, HAL le dice que no le va a abrir porque errar es humano y tanto yerran los humanos que le van a malograr la misión (HAL no más sabe de qué se trata). Entonces el astronauta le dice que va a entrar por la escotilla de emergencia que se abre a mano, ya te cagaste HAL, pero HAL responde que sin casco, no pasa nada, se te hace así.
El astronauta, que es bien intrépido el chico, hace no se qué maniobra y entra a la nave manualmente y sin casco y va directo al cerebro de HAL para apagarlo. Entonces HAL le empieza a decir que por favor, no seas malo, sorry que me excedí pero es que yo pensé que pondrían en riesgo todo, ya pues, hay que hablarlo, no seas impulsivo, hijo, escúchame, voy a ser bueno, no me apagues...
Ni mierda, el astronauta lo apagó y HAL se murió cantando "Daisys". Justo ahí se activa un video que HAL había estado escondiendo donde le revelaban a la tripulación la verdadera misión a Júpiter y se la cuentan al astronauta que quedaba no más porque al resto de la tripulación la mató HAL.
Los mandaban en una misión porque el monolito ese de la luna mandaba señales a Júpiter y había que ver porqué, entonces el astronauta que quedó se va solito a Júpiter y cuando llega ve un monolito igualito a los otros dos de la película flotando por ahí y empieza a viajar a la velocidad de la luz y ve cosas raras y luces. De pronto, se encuentra saliendo de su minishuttle-explorador pero que esta estacionado en medio de una habitación bien humanoide y elegante, decorada estilo Luis XVI y se ve a si mismo comiendo. Luego ya no lo ves viéndose a si mismo sino solo a él envejeciendo rapidísimo hasta que un día se muere en su cama y se convierte en un feto dentro de un saco amniótico que se va flotando hasta bien cerca a la Tierra donde se acaba con la misma canción con la que empezó esta pastrulada.
Toooodo esto significa que unos extraterrestres inteligentes vieron que los simios tenían potencial y les dejaron un monolito que los hacía más inteligentes. Enterraron otro en la Lunaque mandaba señales a Júpiter para ver si algún día esos simios se hacían humanos y salían a explorar el espacio.
Justamente eso fue lo que pasó entonces el astronauta sobreviviente de la misión a Júpiter encontró el otro monolito que lo llevó por varias dimensiones hasta una donde los extraterrestres habían preparado un ambiente familiar que copiaron de una transmisión de televisión terrestre y estudiaron el comportamiento del humano.
Decidieron que los Homo sapiens sapiens estaban preparados para el siguiente paso en la cadena evolutiva entonces lo convirtieron en un feto para que crezca nuevamente pero más evolucionado y lo mandaron a la Tierra que es donde termina la película.
ESO es pastel.

1 comentario:

ROSIO JUNIOR dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.