lunes, 19 de octubre de 2009

la señora betty.


La señora Betty llegaba a tu pabellón a eso de las 10 de la mañana con su maletín negro estilo me-lo-regaló-un-residente-que-a-su-vez-lo-obtuvo-de-un-congreso-de-variaciones-de-la-presión-arterial-en-pacientes-gestantes-con-insuficiencia-renal-crónica.
Llegaba justo después de la visita con su maletín negro repleto de panes con todo lo que te puedas imaginar y desear a esa hora y en el hospital, con su chicha morada o su leche con quacker en botellas de gaseosa que reciclaba todos los días, en lo que pasaba a buscarte a piso.
Pan con palta, pan con huevo frito que siempre estaba frío, pan con lomo, pan con pollo, pan con tamal, pan con aceituna. Todo lo sacaba de su maletín sin fondo, casi como el de Mary Poppins, nunca se acababan los panes y costaban 1 sol, 2 soles si eran con carne.
La esperabas con ansias porque a las 10 de la mañana no habías desayunado todavía por salir apurado de tu casa para estar en el hospital a las 7 en punto de la mañana, en el Rimac, cruzando el centro de Lima, casi cruzando el departamento de Lima, Perú.
Hasta que llegaba ella, justo cuando la panza empezaba a gruñirte en plena visita de la mañana llegaba la señora Betty con sus panes de a sol; poca importancia le dabas a las condiciones salubres o insalubres bajo las cuales preparó los panes que ahora te entregaba con su uña del dedo índice larga, gruesa, amarilla, verde por áreas, la sensación de arcada, la falta de apetito en el momento pero lo recibías igual, porque estás en el hospital, en el Rimac y su uña era lo de menos, sobre todo después de la visita.
Ya después, satisfecho por el pan con huevo o el pan con palta, intentabas espantar los pensamientos de cómo habrá preparado el pan en su casa, con esa uña...
Viviría en una casa de ladrillo de por ahí cerca, en San Martín de Porres, con piso de cemento excepto en el patiecito que daba a la cocina donde era de tierra y lo baldeaban todas las mañanas para que no levante polvo y para amortiguar los olores de pichi de gato que fijo invadían la casa.
La cocina debió ser de gas, blanca con sus áreas medio oxidadas, con su grasa seca alrededor de las ornillas, con olor a gas, a punto de estallar todo el tiempo. Ahí freía sus hamburguesas y sus carnes, compradas en el mercado de por la casa, el mercado sí con piso de tierra también baldeado y con más olores de los que puedas imaginarte. Al costado la mesa de la repostería, de madera con su acabado de plástico blanco también descolorido y pelándose por zonas, cortando la carne con el cuchillo enorme y con olor a ajos. Seguro que todo olía a ajos. En la tabla de picar que era lo que más olía de todo el ambiente, vieja, húmeda, oscura a las 4 o 5 de la mañana, con los pancitos franceces de la bodega/panadería de la esquina, minúsculos, húmedos también, poco crocantes.
Empeñosa debe haber cortado las verduras ahí todas las mañanas, con el mismo cuchillo usado para cortar la carne, con el mismo olor a ajos. Los huevos fritos en la misma sartén que todo lo demás, en el mismo aceite, abundante. Y los platos seguro que eran todos diferentes, de plástico aporcelanado, deteñidos, rayados, algunos con sus abolladuras en los costados, oliendo pésimo.
Y con sus propias manos y su uña muerta, pondría todos los panes en sus bolsas, para ponerlos a su vez en su maletinsote negro y partir al hospital donde todos la recibíamos felices y hambrientos y sabiendo que probablemente el proceso de cocinar era tal cual... nos los tragábamos contentos, pedíamos otrito más, todo para soportar el trabajo duro y de esclavos que estábamos obligados a llevar a cabo por el bien de la salud popular y de nuestras notas.
Se despedía con beso de cada uno de nosotros, nos llamaba por nuestros nombres y preguntaba por nuestras guardias, porque volvería ese mismo día a eso de las 7 de la noche con el mismo maletín repleto de empanadas de carne (con más cebollas que carne), de pollo (con más aire que pollo) y con los postres más dulces y más grasosos y con menos crema del mundo. Una delicia.
Te traía tu turrón, tu pie de manzana, tu cachito con manjarblanco que ya se notaba seco sobresaliendo del pan y te alegraba la noche agotadora que estaba por venir. Luego partía feliz con su sol cincuenta que te cobraba por el lonchecito y volvía a la mañana siguiente con sus panes con todo. Todos la esperábamos. Felices.

viernes, 16 de octubre de 2009

la del 110.

La gente cambia.
Cuando era chiquita y sin hermanos, quien me sacaba de los apuros de estar sola era Lorena.
Lorena nació 5 meses después que yo y creció en la casa 110 de mi condominio. Como su casa es mi casa y siempre de acuerdo al día, Lorena se la pasaba metida de 9 de la mañana a 9 de la noche en el tercer piso de mi casa donde el ambiente completo era una mansión Barbie; o de lo contrario era yo la metida en su casa jugando Nintendo (a secas) en la tele de la cocina hasta las 8 de la noche porque más tarde no me dejaban tampoco.
De niñas jugábamos a todo. A las escondidas, a las chapadas, mata-gente, 7 pecados, montábamos bicicleta alrededor del estacionamiento que no tenía más de 50 metros cuadrados y un día mi bicicleta se partió por la mitad, mientras saltaba sobre unos fierros de construcción que estaban regados en el suelo. Me reí de la boca-pa-fuera y me fui corriendo a mi casa a llorar la vida porque me había quedado sin bicicleta. La burla afuera fue general y duró horas, que yo pasé viendo tele y comiendo canchita seguramente, para olvidarme del asunto.
Luego nos compramos patines, de esos negros con los pazadores y las ruedas de plástico fosforecentes que sonaban como un monta-carga y los vecinos salían a callarnos cuando eran más de las 8 de la noche y seguíamos rechinando en el patio de la vecindad.
Todavía estaba la señora Cristina (QPD) en el 105 que siempre salía a gritarnos porque la pelota había chocado con la puerta de su casa o porque había una huella de zapato en su vereda y mi mamá Elva salía cardiópata y disnéica a defendernos de la cruel mujer amargada que murió hace unos años de cáncer metastásico en el cerebro la pobre.
Y Lorena y yo siempre nos peleábamos de chamacas. Siempre. Y cuando ella me decía perdóname, escondía una sonrisa malévola entre los dientes, me abrazaba y me jalaba el pelo por atrás y luego se iba corriendo y yo iba a acusarle a mi mama y se armaba un bolondrón en la quinta.Pero al final del día siempre la que había tenido la culpa mandaba una notita debajo de la puerta de la otra que decía perdoname quieres ser mia miga denuebo? con un cuadradito para marcar si o no y siempre marcábamos si y poníamos algo como esta biem te perdono y saz, debajo de la puerta y no nos veíamos hasta el día siguiente que era como si nada hubiera pasado.
Un día, ya mayorcita, fui a su casa con una caja de cassett que contenía dos cigarros Hamilton y un encendedor. Fue en el cuarto de su hermana mayor Melisa que Lorena fumó, se atoró y se volvió eventualmente más adicta que yo al cigarro. Luego fuimos a su cuarto para ver a Carlos Agusto (Charlie-August) que ya había llegado a su casa y estaba justo parado en su ventana. O sino pusimos Beatles a todo volumen en su cuarto y chillamos mil canciones o sino conversamos de Sly. Ya no me acuerdo qué fue lo que hicimos ese día del cigarro, pero nos encantaba hablar de Sly. Era un cuento inventado por mi futuring Sylvester Stallone y Jason-cito.
A veces nos recitábamos algún capítulo de Sly sentadas en la sala de mi casa comiendo el postre triple de Betty Crocker (que ya no existe pero era peligrosamente rico!!!) o canchita con pudin de chocolate. Era la época de los secretos y de los inventos más descabellados para sorprender a la otra. Pero éramos amigas de la vida y jurábamos a diario que nada ni nadie nos iba a separar.
Un 8 de Enero de 1998 Lorena se mudó a La Planicie. Intenté mantener ese lazo que nos unió durante tantísimos años pero con el enamorado y las fiestas y todo lo que ella tenía y yo no, la complicidad de 15 años se perdió un poco en el tiempo.
Jamás dejamos de ser amigas, eso si, mejores amigas FOR LIFE y aún ahora cada vez que nos juntamos de nuevo es como si nunca nos hubiésemos dejado de ver. Mi corazón es suyo.
Pero la gente cambia... conoce, explora... creo que solo yo tiendo a quedarme viviendo en el pasado... y con una nostalgia...

miércoles, 7 de octubre de 2009

aires de rebeldia.


Ha desaparecido un pulmón. Bueno, me imagino que los dos. Tengo algunas teorías al respecto:
  • fue un blanquiñoso hijito-de-papá que estudia en colegio inglés y surfea todos los veranos en Waikiki (en Hawaii, no en Barranco) y quería convertirse en líder de su banda. Vaya trofeo.
  • fueron estudiantes de medicina, enfermería, tecnología médica o cualquier rama de la salud que son muy asiduos a la anatomía humana y lo querían para estudiar en la casa porque el del anfiteatro de la universidad no se lo prestaban ni de a balas.
  • fue un científico loco que lo necesitaba para completar su máxima creación estilo Frankenstein.
  • fue Ed Gein que necesitaba los pulmones porque su otro pisapapeles se había perdido.
  • fue secuestrado por extraterrestres.
  • fue un enfermo de cáncer de pulmón terminal que lo necesitaba absurdamente para cambiarlos por los que tenía malogrados. No muy brillante el pobre.
  • fue un guardia de seguridad para cobrar la jugosa recompensa ofrecida por el retorno y finalmente para un reconocimiento heróico y audaz.
  • fue una piedra mágica, que al ponerla cerca a materia inerte, ésta cobraba vida y por más que sus amigos corazón e hígado le dijeron que no sea estúpido que a dónde va a ir si no tiene ni dónde quedarse, éste, terco como mula se largó. Luego alguien se robó la piedra mágica.
  • fue una rata suicida que no consiguió Racumin y tuvo que conformarse con el formol.
  • fue un ladroncete pirañesco medio marrón que sabe tanto de medicina como yo se de chino mandarín y creyó que haría su agosto en el mercado negro vendiéndolo para un transplante. Jaaaaa burned!
( ... )

Ese mismo día ha aparecido el pulmón. Nos ha dado un respiro a todos, y se han llevado las dos lucas de recompensa.
Beto me dijo que probablemente lo mordisqueó un gato techero, para no gastar en otro anunciaron su desaparición por robo y algún hijo de puta ya mató a su vieja para llevarles un pulmón nuevecito y cobrar la plata.
Ahora que está devuelto... en fin, yo solo digo.

lunes, 5 de octubre de 2009

estado-unidenses.

Es un video de YouTube. Imagínate a un pata entrevistando gringos acerca de cultura general en las calles de su propio país. Este es el resultado...

entrevistador: nombra un país que comience con "U".
personaje 1: yugoslavia?
personaje 2: con "U"? Utah.
personaje 3: hum... Utopia.
entrevistador: cuál es la religión de Israel?
personaje 1: israelí.
personaje 4: católica.
entrevistador: quién ganó la guerra de Vietnam?
personaje 5: nosotros la ganamos... hahaha... espera nosotros estuvimos en la guerra de Vietnam?... ah ya está bien entonces.
entrevistador: quién es Fidel Castro?
personaje 6: hum... un cantante?
entrevistador: cuántos lados tiene un triángulo?
personaje 5: demonios... 4
personaje 6: no tiene lados... uno?
entrevistador: qué moneda se utiliza en el Reino Unido?
personaje 7: ...
personaje 8: dinero americano?
personaje 7: ... dinero de... la Reina Isabel?
entrevistador: nombra un país que comience con "U"
personaje 6: ... .... .... hum... ....
entrevistador: qué tal United States of America?
personaje 6: ... .... ....
entrevistador: en relación con la guerra actual en el medio oriente, cuál crees que sea el siguiente país que se deba invadir?
personaje 9: Arabia Saudita
personaje 10: vamos a hacer un gran cráter en el medio del puto medio oriente por todo lo que me importa.
personaje 11: mmm estoy pensando que Italia
personaje 12: Cuba.
personaje 13: Iran
entrevistador: Iran, porqué?
personaje 13: porque he escuchado que va a haber una revolución por allá dentro de poco...
personaje 14: Rusia, China, Indonesia, Brazil...
personaje 15: Corea
entrevistador: Corea? porqué?
personaje 15: porque son problemáticos
personaje 16: hum, Francia...
entrevistador: quién es Tony Blair?
personaje 17: no necesito saber
personaje 18: Tony Blair es un actor
personaje 19: el hermano de Linda Blair?
entrevistador: quién fue el primer hombre en la luna?
personaje 20: Bill Clinton
personaje 21: bueno, la gente dice que eso ni siquiera pasó y que fue un montaje hecho en Arizona o algo así...
entrevistador: cuántos riñones tiene una persona?
personaje 22: uno.
entrevistador: qué es daño colateral?
personaje 23: ja... bueno hicieron una película al respecto pero probablemente eso no sea lo que es en realidad aunque derepente la película se trataba un poco de eso, entiendes lo que te quiero decir?
entrevistador: cuántas guerras mundiales ha habido?
personaje 24: tres
entrevistador: de qué estado es KFC?
personaje 25: qué, el pollo? hahaha... no se
entrevistador: bueno pero sabes qué significan las siglas KFC?
personaje 25: Kentucky Fried Chiken, no?
entrevistador: Star Wars está basada en una historia real, verdadero o falso?
personaje 26: verdadero.
entrevistador: porqué son famosos Hiroshima y Nagasaki?
personaje 24: hummm... por peleas de sumo o lo que sea?
entrevistador: cuántas Torres Eifel hay en Paris?
personaje 26: diría que algo de 10
entrevistador: qué es Al Qaeda?
personaje 27: Al Qaeda es un grupo.. un grupo de suicidas en Israel en el medio oriente que hace bombas suicidas y cosas así.
entrevistador: dónde se construyó el muro de Berlin?
personaje 28: ... ... ... ... créeme estoy pensando en la respuesta de esta pregunta... .... ... Israel?
entrevistador: el idioma hablado en Latino-América es el latin, verdadero o falso?
personaje 29: el qué?
entrevistador: crees que la desición del presidente Bush de invadir "Kajistan" (país inventado por el entrevistador) es adecuada?
personaje 30: si
personaje 31: si
personaje 32: si
personaje 33: desición en qué?
personaje 34: no tengo idea de lo que es eso
entrevistador: Kajistan en Asia central
personaje 34: ...
entrevistador: el presidente dice que "Kajistan" es una amenaza para la seguridad nacional, lo apoyas en eso?
personaje 34: ah, si.
entrevistador: crees que "Kajistan" es una amenaza para la seguridad nacional?
personaje 35: si el presidente lo dice, yo le creo
personaje 36: yo creo que todos los países de por ahí que aceptan el terrorismo son una amenaza para la seguridad nacional de los EEUU.
personaje 37: si, creo eso.
personaje 38: no.
entrevistador: no? porqué no?
personaje 38: porque no tienen suficiente poder para defenderse.
entrevistador: y apoyarías al presidente si decide invadirlos?
personaje 38: ah si claro.

Long Live America!

el taller de Ali.


Alicia García Vega era multifuncional. Te enseñaba lo que fuera necesario. Mamá Elva la conoció por una amiga a quien le enseñaba a tocar piano. Justo me habían regalado un órgano eléctrico medio cagón hacía poquitísimo y para no perder tanto el tiempo en vanalidades (lease: televisión, más televisión y un tazón de canchita inmenso di-a-rio) Ali entró en mi vida.
Por esas épocas, Lorena había vivido al lado de mi casa toda su vida y mamá Elva la secuestraba cada que me metía en clases de algo-para-no-perder-el-tiempo para que no me aburra y no proteste. Sobre todo para que no proteste.
Las clases comenzaron de a dos, con mi órgano único y Ali compartida. Además se agregó la clase de lenguaje y concentración, de la cual Lorena huyó como huye un gas del colon, pero siempre se aparecía justo a las finales de la clase para jugar Barbies o conversar con Ali que era un amooooor.
Ali se dio cuenta entonces que siendo tan versátil como era, podía sacarle el jugo a sus dotes de docente y abrió: El Taller de Artes Plásticas de Ali. Consistía en ir todos los sábados en la mañana de 9 a 12 a jugar con las témperas, las acuarelas, el carboncillo y el Super Nintendo de Jorge García Vega, hermano de Ali.
Pasábamos las mañanas pintándonos más las caras y la ropa que la cartulina, cagándonos de risa y comiendo el pancito tostado con mantequilla que Ali ofrecía como entremés entre obra de arte y obra de arte.
Cómo nos divertíamos! La mamá de Melissa Zea se enteró del asunto y Melissa acudió presta al Taller de Artes Plásticas de Ali una mañana y nos divertimos un montón. Su hermana Adrianita también iba, bien mocosa, bien llorona también, no le gustaba que la miraran comer, siempre lloraba si alguien la veía comer.
También estaba Pochi. Pochi era un perro chusco, meón, que se la pasaba cochino porque le encantaba revolcarse en la tierra y a veces en las acuarelas. Un día en "clase de cocina" intentamos preparar arroz con leche, sin haber cocinado el arroz primero... un desastre, fue tan terrible que se lo dimos a Pochi. Ni Pochi se lo comió. Ay pero cómo nos divertíamos!
Otro día, nos quedamos pasadas las 12 para ver "Brujas" (una película antiquísima con Angelica Houston que era bruja y las brujas secuestraban niños y los metían en los cuadros para que vivieran ahí) y fue nuestro primer feild trip sin haber salido siquiera de la casa.
Más adelante nos aventuramos al cine Alcazar (mucho antes de que fuera CinePlanet) a ver Babe: el Puerquito Valiente, seguido por Casper y finalmente Outbreak.
Incluso fuimos al parque de las leyendas. Lo que no me acuerdo fue cómo llegamos, porque nadie tenía carro y Alicia, si bien hacía de todo, "de todo" no incluía manejar. Qué problema!
El Taller de Artes Plásticas de Ali creció. Se incluyeron clases de piano y batería, de cerámica, de actuación, había más "profesoras" y Ali se estaba haciendo millonaria! Bien buena era Ali.
Cuando mis notas del cole se estrellaron por los suelos el Taller de Artes Plásticas de Ali desapareció. Ya nada era lo mismo y Ali volvió a las clases vespertinas en casa con los libros de lenguaje y los stickers de Garfield para cuando algo (por fin) me salía bien.
Al final Ali dejó de ir para eso también y solo nos visitaba esporádicamente para conversar de la vida y de Oscar Carrillo porque ahora resultaba que estaba metida en una producción de teatro producida por este patín que era un churro en nuestra adolescencia y que ahora que lo he visto en no se qué obra de teatro es un viejo decrépito espantoso. Pero bueh, era un buen tópico de conversación.
Mamá Elva murió justo en el santo de Alicia y una vez dada la noticia no la volví a ver. Lorena se mudó y el Taller de Artes Plásticas de Ali quedó enterrado en el pasado silencioso.
Ahora Ali anda por España creo. Me queda nada más el recuerdo de esa época tan pero tan divertida. Te lo juro, no sabes cómo nos divertiamos!

viernes, 2 de octubre de 2009

mamá.

Este no es un post muy cague de risa que digamos. Lo escribí hace dos millones de años creo. Y lo quiero hacer público por si mamá lo quiere leer.

Hola. Ha pasado mucho tiempo desde la última vez que te vi; tantísimo tiempo que solo te he visto en mi recuerdo. Un día te fuiste y no volviste más, porqué? No me avisaste que no volverías, no me dijiste a dónde te ibas a ir; a dónde te fuiste? A otro país? A otra dimensión? Dónde estas? Te he buscado por el mundo entero y no te he encontrado; te fuiste sin dejar rastro y me rehuso a creer q ese polvito gris que cargué entre mis manos en una cajita de madera y que luego posé dentro de un hoyito en la tierra seas tu. Tu no estás ahí dentro no? Pero porqué te fuiste mamita? Tu me dijiste que estarías siempre a mi lado, que no me dejarías nunca, yo me acuerdo, lo prometiste. Papá me dijo que te fuiste al cielo; no le creí. Es verdad que estas en el cielo? Porque he mirado durante días, semanas, tantas que ya se cuentan como años y no te he visto por ninguna parte, solo nubes, celeste y un vacío inmenso que se complementa a la perfección con el interior de mi corazón. Acaso eres un angelito mami? Porqué no vienes a visitarme? Me gustaría verte de nuevo y sentir el calor de tu mano acariciando mi carita y el suave susurro de tu voz apaciguando mis temores.

A veces te veo entrando a mi cuarto, como cada mañana de domingo, con la misma sonrisa de siempre en el rostro y con aquel brillo en tus ojos capaz de iluminar el mas oscuro de los rincones. Tu, radiante, sonriente, con el típico azafate de domingo entre tus manos. Un pancito, un juguito, todo con una sonrisota que me alegra el resto del día… y sabiendo que no me gusta desayunar, me dices q me hace bien, que lo hiciste con mucho amor y con los ojos llenos de dulzura, te sientas a mi lado y me cuentas alguna de las mil y una historias espectaculares que viviste y que siempre me dejan con la bocota abierta. Es gracioso porque sin darme cuenta ya terminé mi desayuno y tu, satisfecha y aún sonriendo te llevas el bendito azafate dominguero y sales por la misma puerta por la que entraste. Y luego me despierto en el mundo real, y maldita sea la luz que ilumina mis ojos y me obliga a abrirlos con el resplandor de la mañana! Veo tu cuarto vacío y me doy cuenta que esa mañana tampoco vas a entrar para que descarada pero muy graciosamente me obligues a tomar ese desayuno que siempre me niego a probar. Y entonces te extraño y te vuelvo a preguntar, con mi voz, con mi mente y con mi corazón, dónde estas mamita? No hay respuesta…

A veces te veo abrir la puerta de mi cuarto calladita para no despertar a papá, y en medio de la oscuridad te acercas a mi cama y me dices bien despacito “una Cocacolita?” porque sabes que no estoy durmiendo, porque sientes que en esa penumbra de las 2 de la mañana no puedo dormir y quieres aprovechar el momento y enseñarme algo mas de la vida o contarme otra más de la interminable gama de hitorias fantásticas que tienes. Yo te sigo, entre tropiezos y risas disforzadas, shhh, llegamos a la cocina medio a escondidas, como dos amiguitas de la infancia que saben que están fuera de la cama pasada la hora de dormir. Y entonces nos sentamos en la mesa de la cocina y me cuentas que un día viste un túnel de colores larguísimo, con un resplandor a lo lejos que te obligaba a buscarle final. Y me cuentas que sentías paz y que eras plenamente feliz, pero que luego despertaste porque todavia no era el momento y porque el doctor que te hizo regresar tenía cara de actor de cine, churro como el solo me dices tu y nos reimos a carcajadas, tu y yo y entonces despierto de nuevo, a la media noche, pero tu cuarto sigue vacío, como desde una mañana hace más de 6 años y entonces te extraño terriblemente otra vez.

Te necesito aquí, mamita, porqué no estás como me lo prometiste? Agudizo mi oído e intento escucharte por si estás cerca llamando mi nombre, y agudizo mi vista y trato de ver más allá del cielo por si estás ahí arriba haciéndome señas con las manos. Pero por más que intento no te veo, no te encuentro.

Y entonces me acuerdo que un día alguien vino a decirme que habías muerto. Y entonces entiendo porqué tu cuarto siempre está vacío y porqué por mas que te busco no te encuentro y porqué ya no te veo. Y recuerdo que vivo para olvidar todo eso. Vuelvo a soñar y te llamo por teléfono, llamo al cielo, pido que te busquen en tu nube, me pasan a mi mami porfavor? hasta que abro los ojos y me avergüenzo por la ridiculez de mi pensamiento. Me quedo callada, estatica, llorosa, adolorida y muy muy confundida.

Entonces me acuerdo del último día que te vi, y se forma un nudo en mi garganta. Tan chiquitita, tan palidita, tan frágil, ya sin tu sonrisa de siempre, ahora con una mueca en su lugar, creyendo poder engañarme con la sonrisa mas falsa del mundo. Tus ojos han perdido el brillo que solían tener y en su reemplazo aparece un profundo vacío en el cual me sumerjo y por poco me ahogo. Y te abrazo, así de chiquitita como estás, sabiendo que algo anda mal y que desde ese momento mi vida no va a ser la misma y tu te vas prometiendo volver, como siempre y entonces me veo ahora, en este momento, 85 mil días despúes aún esperando tu regreso. Y esque me falta tanto por saber, tanto que tengo que aprender de ti… todo lo que me enseñaste mamita, todo lo recuerdo, por ejemplo, no odies sathyasina, no guardes rencor en tu corazón, con amar no pierdes nada y sin embargo lo ganas todo, me decias tu. Me enseñaste a decir siempre la verdad, se honesta sathya, aunque la mentira no duela, dar es mejor que recibir y no hay que temerle a la muerte, en su lugar debemos estar agradecidas por la vida, sathya, tienes tanto por vivir, vive, hijita, vive y se feliz, me decias, feliz feliz feliz, asi me decías todo el tiempo.

Aquí estoy mamita, recordando tu sonrisa y tus palabras, esperandote todavía pero no te veo llegar. Estoy llorando porque no estas porque te vi partir hace tanto… y todo este tiempo despues no he sido capaz de soltar tu mano y me he quedado con un pie adelante, listo para correr detrás de ti. Ven mami, hablame, abrázame, haz que se vaya el dolor, sonríe y asústalo dile que aquí no lo queremos, aquí solo queremos estar las dos y no hay lugar para el. Llueve. El cielo llora conmigo, lo ves mami? Está llorando porque también siente tu ausencia y es solidario y siente mi tristeza y me siente perdida, tan sola como estoy, tan sola…

Es esa tu voz? Eres tu quién me habla? Eres tu mamá? encontraste el camino de regreso? Dónde estas? No puedo verte pero te escucho y además te siento cerca… viniste con la lluvia? Con el viento? Aquí estoy mamá ven! Quédate para siempre o llevame contigo a visitar los lugares que has conocido. Te escucho a la perfección dime qué necesitas yo te escucho, te escucho….

“Aquí estoy mi amor, nunca me fui. Jamás lo haría y no me iré hasta que no pueda llevarte conmigo. Soy todo, la lluvia que baña tus lágrimas cuando tus ojos se humedecen hasta el desbordamiento, soy el mar que juega contigo ondulante a tu alrededor, soy el viento que lleva el eco de tu amor al sinfín del mundo, soy el calor que te abriga en las noches de frío soy la estrella mas brillante del cielo negro de la noche que guía tus pasos con el esplendor de su luz, soy la sangre que circula por tu cuerpo, el amor que te rodea, el tiempo que pasa a tu lado, segundo a segundo, soy el pañuelo que seca tus lágrimas cuando estás triste, soy esa vocecita que te sopla el camino cuando te estás alejando del sendero correcto, soy cada palabra de amor que sale de tus labios, el eco de tu voz en el cielo, soy el cielo, que cubre tu cabeza y te sigue a donde vas, soy yo, mamá, parte de ti, estoy en un rinconcito de tu corazón que tu misma reservaste para mi, y estoy contigo cada fracción de segundo de tu vida, llorando si tu lloras, riendo si tu ries, soy tu, jamás me fui y no lo haré porque te amo”.

Siguen cayendo lágrimas de mis ojos, mami, atraidas por la gravedad e impulsadas por la monumental alegría que ahora inunda mi alma y mi corazón, donde ahora se que estas tu, y por eso quiero darte toda la alegría que siento porque yo también te amo, pero ya no te extraño porque resultaste ser una parte de mi. Te busqué por la Tierra y por el espacio y te encontré en el único lugar donde no se me ocurrió buscar: en mi.

jueves, 1 de octubre de 2009

los hijos... los hijos...

Desde hace como 1 semana que Ania no quiere comer. También que la chica de la veterinaria me dio Hills de pescado en lugar de pollo, como le pedí. Pero en fin, como dice mi flaco: es solo un PERRO.
Asumí que se acostumbraría pero ni mierda, ayer no comió nada, así que decidí utilizar el truco del buen-vecino- Jorge y mezclar la comida enlatada para perros con la comida que la nena no quería probar.
Fuera de todo esto, hace díiiiiiiias que se rasca la oreja derecha como si pretendiera arrancársela de un garraso y está cada día más flaca además, dije ah no, al veterinario inmediatamente.
También hace tiempo que decidí que los artículos perrunos que venden en las veterinarias son un robo a mano armada te lo juro, así que hoy mismo pasé por Wong y encontré una cama lindísima para reemplazar la que se comió hace como un mes en un ataque de cólera por dejarla sola durante más de 2 horas, las benditas latas estas de comida para perros que a ellos les encanta y huelen a huevo podrido, y un juguetito monísimo y rosado porque el último que le compré desapareció en lo que te demoras en ir hasta la tienda a comprarlo.
Ya pues. Ni bien llegué le entregué sus regalitos a la beba, que me agradeció meneándome toditita la pelvis y con unos arañasos bien amorosos que se me quedaron en las piernas como recuerdo, bien linda, no?
Entonces me la llevé caminando no más como quien pasea donde su doctora que le encontró Malassezia furfur en la oreja que se le había inflamado, como poto de bebe escaldado the poor thing. Estuvo el examen del microscopio para confirmar diagnóstico, la limpieza de oídos, las gotitas, la cremita, el cariñito y al final me salió un ojo de la cara todo el asunto. Para qué tengo hijos!!! como dice mi papá.
Al final este fue el resultado:
- cama: 40 soles
- juguetito: 5 soles con 50
- latas de compota: 6 soles cada una (x3)
- visita a la doctora: 30 soles
- wevadas que le hizo la doctora: 30 soles
- medicinas: 35 soles
Para todo lo de más... no me alcanza porque no tengo tarjeta de crédito.
Ay pero cómo te explico, cuando me mira con esos ojitos de diablita inocente inevitablemente se me escapa una sonrisa. Si no mira nada mas....