viernes, 4 de junio de 2010

farmville.

Hace un montón de tiempo, cuando el Hi5 dejó de ser interesante y se convirtió en una especie de what not to wear pero en cuestiones de web y espacios virtuales y abundaron las mocosas cachacientas que les encantaba mostrar las carnes y decorar sus perfiles con corazones y mariposas y canciones y bueh... se choleó para ser bien directa contigo porque ya sabes que no me callo nada y se volvió desesperantemente así....

y en fin pues, hubo que buscar otra red social porque una se aburre también, ya no hay nada interesante en internet, y te hartas de estar busca y busca sobre medicina o sobre lo que sea que te dediques, a menos que seas mi novio y te encante estar detras de jugadores de fútbol y modelos en bikini que hace 5 meses no más han dado a luz y están reeeeeeeeeegias hija, si la vieras a la Gisele Bundchen, bueno, la cosa es que nos fuimos todos para el Facebook, si o no?
El que menos tiene Facebook, hace poco me abrí un Twitter y ni se para qué, flaco porque ni lo uso, es como un monólogo que bien puedo hacerme frente al espejo ni bien me levanto, no tengo porqué contarle al mundo que me voy a bañar o que voy al banco, será para que un pervertido me esté stalkeando, si o no? como andan las cosas... o no te has enterado del gringo ese que mató a la mujer esa... bueno, ya me fui por las ramas.
Igualito ni siquiera te iba a hablar de las redes sociales, aunque no es una mala idea, pero no es el tema de hoy. Tampoco de las mujeres que conocen hombres por internet y son presa fácil para asesinos en serie o cosas peores como una que me encontré por ahí en un grupo de Facebook que conoció a un pata que le dijo oye, vamos a salvar canguros a Australia? y ella le dijo ay ya qué lindo!!! y se encontraron en un desierto en Australia solos, ella y el pata desconocido y mientras ella había empacado medias, calsones y botas para la aventura, el había empacado cuerda, pala, cuchillo, pistola, y sabrá dios qué más y ese fue su fin. Pobre chica, pero también en qué andaría pensando la pobre... porque "vamos a salvar canguros a Australia"???.... vaya pick up line.
Ay, sorry, esque ando con un ADD (attention deficit disorder) de la patada estos últimos días, tantas cosas que tengo en la cabeza, personal issues que prefiero no discutir al momento con nadie, digamos que son clínicas, hospitales, exámenes, sueños (literal), enfermedades, en fin.
Y entonces, hace mil años, cuando dejé el Hi5 y me uní al Facebook, donde todo el mundo se entera de todo y hasta dicen que te usan para campañas publicitarias y de ahí jalan tu mail para mandarte propaganda y monitorearte y cosas por el estilo según El Tromercio, a una de las primeras aplicaciones a las que me uní fue al Farmville; tema de hoy. Jaaaaaaaaaaa.
Hace una semana cerré, eliminé y bloquié el bendito Farmville que me tenía, si las tuviera, hinchada de bolas. Todo había empezado lindo y simple, unos cuantos arados de tierra, una vaquita, un par de ovejitas, y tus gallinas ponedoras hacían una granjita hogareña. La granja iba creciendo con los niveles, en tamaño, en costo de semillas, en número de animales, en vecinos de granja, crecía con árboles, graneros, una casita, una cabañita de repente.
Luego se volvió un caos. Creció para ser una locura. Llegué a tener más de 50 vecinos, tuve que vender vacas, caballos, pollos, cabras, ovejas, toros, terneras, patos, gansos, cisnes, tortugas, pavos, llamas (llamas?????), pingüinos (PINGÜINOS!!!)... ya ni se qué más había en esa granja. Llegué hasta tener dos perros.
Ahí vivía mi personaje solita que ni siquiera me dejaron ponerle nombre y tenía 3 casas con su escuelita, su granero, sus 3 cabañas, su biblioteca, ya ni me compré la villa porque hijo, dónde la ponía! Fácil si quitaba un par de elefantes... mmm...
Al final se me hizo más complicado tener la puta granja que vivir sin ella. Extrañé tener mi vaca con sus 2 ovejas y sus pollos desparramados por ahí, plantando berenjenas todos los días porque no podía pagar más. Encima de todo, la mayor parte de cosas nuevas y divertidas eran para pagar con lo que llamaron FarmCash, lo cual ocasionalmente conseguías, yo tenía 6 billetes, cada cosa que te vendía el programa costaba como 30 billetes mínimo, supongo que los creadores esperaban que uno se enviciara tanto que realmente comprara billetes de la granja con dinero de verdad.
Apostaría mi vida a que muchísima gente lo hacía. Aunque quién sabe, weviando por el Facebook, que ahora es algo así como una web dentro de la web, encontré la página de un patín que ofrecía un libro con un DVD con los secretos de Farmville. Al parecer el caballerito había descubierto cómo hacer para conseguir FarmCash, no gastar plata, o en todo caso, ganar monedas a granel y comprar miles de millones de cosas, ampliar su granja hasta que no entrase en la pantalla de la computadora, y quién sabe qué más. Te vendía la vaina por algo de 25$ + gastos de envío. También estoy segura que más de uno lo compró.
Bueno, el día que cerré Farmville fue un día en el que respiré más tranquila. Luego por supuesto caí en cuenta de lo infame e insignificante que es una aplicación de Facebook en mi vida y de las cosas realmente importantes que me atormentan al punto de no poder dormir y se me vino encima la migraña con la taquicardia, las palpitaciones y todas las enfermedades que tiene mi abuelita pero con todo derecho porque ella ya está viejita y yo en cambio ni si quiera he cumplido los 30 años.
Imagínate pues, en estas sonseras no más paro invirtiendo mi tiempo. Y pensar que una cagadita de estas me generaba una especie de estrés que se sumaba al que ya venía arrastrando de aaaaaaños, desde que decidí que mi vida era complicadísima, como ya te vengo contando desde que abrí este blog.

3 comentarios:

Giacomo dijo...

por eso me uní al grupo "UNA INVITACIÓN MÁS A FARMVILLE Y TE MATO LAS VACAS Y TE QUEMO LA PUTA GRANJA"

maga dijo...

Jajaja, qué gracioso... Yo jamás me metí al Farmville y JAMAS acepté invitaciones de nadie... Este Farmiville me llega al ojete y yo también me uní al grupo que dice Giacomo.

maga dijo...

PD: hablando de facebook, te dije que por ahí te encontré no? Tenemos amigos en común del a USMP. =)